Entre la gran variedad de productos y sistemas para el combate de incendios, podemos encontrar a los retardantes al fuego; un compuesto que comienza a usarse con éxito desde hace ya algunos años, pero que día a día, se desarrollan a través de nuevas tecnologías, para hacerlos más eficientes.




Este tipo de compuestos organobromados, han demostrado poseer excelentes cualidades inhibidoras ante la combustión de materiales orgánicos, lo cual, les coloca como un excelente producto, que no debe faltar en los sistemas de seguridad de empresas, industrias e incluso, hogares.




En el mercado existen una gran variedad de retardantes de llama, cuya fabricación está diseñada para combatir diversos tipos de incendio, de acuerdo al tipo de combustión que los genera. A continuación, enlistamos los tipos de retardantes de fuego más comunes:




Retardantes para madera virgen



Retardantes para madera tratada



Retardantes para pinturas



Retardantes para plásticos



Retardantes para estructuras metálicas




En la actualidad, algunos retardantes de fuego son fabricados con una base salina y ácida, lo que contribuye a generar una sustancia que disminuye en gran manera la generación de gases y humo, además de daños tóxicos e inodoros.




Si deseas saber más sobre retardantes de fuego, consulta a los profesionales de Equipos Contra Incendios de Sonora, te atenderemos con gusto.